Llega la regulación para el crowdlending

La Ley 5/2015 de Fomento de la Financiación Empresarial, que regula las Plataformas de Financiación Participativa (PFP) ha sido finalmente aprobada y se ha publicado en el BOE el 28 de abril del 2015. Es una excelente noticia y en Grow.ly nos alegramos de ello pues desde un principio hemos participado activamente en el desarrollo de esta ley ya que consideramos es un elemento clave para aumentar la confianza de los inversores y conseguir plataformas más transparentes lo que redundará en una mayor visibilidad al sector. A continuación presentamos un resumen de los puntos más relevantes de la regulación:

regulacion (4)

¿A qué plataformas afecta la ley?

Esta ley regula, en su Título V, a las que denomina “Plataformas de Financiación Participativa”, es decir, las conocidas como plataformas de crowdfunding de emisión de valores o participaciones sociales y las plataformas conocidas como crowdlending, es decir aquellas en que el inversor espera una remuneración económica, quedando excluidas las basadas en recompensas o donaciones.

¿Qué podrán hacer las plataformas?

  1. Asesorar a las empresas a la hora de publicar una solicitud del préstamo.
  2. Analizar los proyectos, determinar su nivel de riesgo y cualquier otra variable útil para la toma de decisiones del inversor así como publicar la misma sin realizar recomendaciones personalizadas.
  3. Habilitar canales de comunicación para que usuarios, inversores y promotores contacten entre sí.
  4. Poner a disposición los contratos necesarios para participar en los proyectos.
  5. La transmisión a los inversores de la información sobre la evolución del proyecto así como los acontecimientos societarios más importantes.
  6. La reclamación judicial y extrajudicial de los derechos de crédito actuando en nombre de los inversores o propio si los inversores les ceden su derecho de crédito.

¿Qué no podrán hacer las plataformas?

  1. Realizar actividades reservadas a empresas de servicios de inversión o entidades de crédito.(intermediar valores, tomar depósitos,..)
  2. Recibir fondos por cuenta de inversores o promotores salvo que tengan la finalidad de pago y, para ello, la plataforma deberá ser una entidad de pagos híbrida.
  3. Recibir activos de los promotores en nombre propio, en garantía del cumplimiento de las obligaciones de dichos promotores frente a los inversores.
  4. Gestionar discrecional e individualizadamente las inversiones de los proyectos
  5. Realizar recomendaciones personalizadas a los inversores
  6. Conceder créditos o préstamos a los inversores o promotores, salvo lo previsto para proyectos vinculados a la plataforma.
  7. Asegurar a los promotores la captación de fondos
  8. Proporcionar mecanismos de inversión automáticos que permitan a los inversores no acreditados automatizar su decisión de inversión, aunque estuvieran prefijados por el inversor.

¿Quién regulará a las plataformas?

La CNMV autorizará e inscribirá en su registro a las PFP previo informe preceptivo y vinculante del Banco de España en el caso de las plataformas de préstamos. La solicitud de autorización deberá ser resuelta dentro de los tres meses siguiente su recepción.

La CNMV dispondrá de todas las facultades de inspección, supervisión y sanción de las plataformas. Podrá solicitar tantos datos, documentos o medios probatorios se hallen a disposición del Banco de España y requerir su asistencia para el mejor ejercicio de las funciones de supervisión.

Ni la CNMV ni el Banco de España supervisarán ni autorizarán los proyectos.

¿Qué plazo existe para conceder la autorización?

La solicitud de autorización deberá ser resuelta dentro de los tres meses siguientes a su recepción o al momento en que se complete la documentación exigible y, en todo caso, dentro de los seis meses siguientes a su recepción. La solicitud de autorización se entenderá desestimada por silencio administrativo si transcurrido ese plazo máximo no se hubiera notificado resolución expresa.

Las plataformas deberán:

  1.  Disponer de un capital social íntegramente desembolsado en efectivo de, al menos, 60.000 euros o,
  2. Un seguro de responsabilidad civil profesional, un aval u otra garantía equivalente que permita hacer frente a la responsabilidad por negligencia en el ejercicio de su actividad profesional con una cobertura mínima de 300.000€ por reclamación de daños y un total de 400.000 euros anuales para todas las reclamaciones, o
  3. Una combinación de capital inicial y de seguro de responsabilidad civil profesional, aval u otra garantía equivalente que dé lugar a un nivel de cobertura equivalente a las dos anteriores.

Los recursos propios de las plataformas deberán tener una proporción con las inversiones contratadas contemplando la que deban aumentarse cuando se superen ciertos umbrales de contratación.

Límites para los promotores (empresas que solicitan financiación):

  • Han de ser empresas constituidas en España o la UE
  • No podrán tener más de un proyecto simultáneamente en la plataforma
  • La captación de fondos por proyecto no podrá ser superior a 2.000.000 de euros, siendo posible la realización de sucesivas rondas de financiación que no superen este importe anualmente. Cuando sean proyectos solo para inversores acreditados el importe máximo podrá alcanzar los 5.000.000 de euros.
  • Se podría cerrar un proyecto con el 90% de la financiación alcanzada, o alcanzar el 125% si así se ha contemplado previamente.

¿Qué información deberá darse sobre los promotores?

Los proyectos de financiación participativa instrumentados a través de los préstamos deberán contener al menos, una descripción del mismo de forma concisa y en un lenguaje no técnico además de la siguiente información:

  • Una breve descripción de las características esenciales del préstamo y de los riesgos asociados a la financiación:
    • Tasa anual equivalente
    • Coste total del préstamo incluyendo los intereses, las comisiones, los impuestos y cualquier otro tipo de gastos
    • La tabla de amortización con el importe, el número y la periodicidad de los pagos que deberá efectuar el promotor
    • El tipo de interés de demora, las modalidades para su adaptación y, cuando procedan, los gastos por impago y una advertencia sobre las consecuencias en caso de impago.
    • En su caso, las garantías aportadas, la existencia o ausencia de derecho de desistimiento y de reembolso anticipad
      o y eventual derecho de los prestamistas a recibir indemnización.
  • Modo de formalización del préstamo y, en caso de formalización mediante escritura pública, lugar de su otorgamiento e indicación de quién correrá con dichos gastos
  • Descripción de los derechos vinculados a los préstamos y su forma de ejercicio, incluida cualquier limitación de esos derechos. Se incluirá información sobre la remuneración y amortización de los préstamos y limitaciones a la cesión.
  • Tipo de préstamo, importe total del préstamo y la duración del contrato de préstamo.

Además deberán contener:

  • Descripción de la sociedad, sus órganos sociales y del plan de actividades.
  • Identidad y CV de administradores y directores
  • Denominación social, domicilio social, dirección del dominio de internet y número de registro del emisor.
  • Forma de organización social.
  • Número de empleados.
  • Descripción de la situación financieras.
  • Estructura del capital social y endeudamiento.

Tipos de inversores

Los inversores podrán ser acreditados o no acreditados. Serán inversores acreditados:

-Los empresarios que reúnan al menos dos de las siguientes condiciones:

  • Total de partidas del activo igual o superior a 1 M €
  • Importe de su cifra anual de negocios igual o superior a 2M €
  • Recursos propios iguales o superiores a 300.000€

-O las personas físicas que cumplan:

  • Acreditar ingresos anuales superiores a 50.000€ o un patrimonio financiero superior a 100.000€ y
  • Solicitar ser considerados como inversores acreditados con carácter previo

También tendrán la consideración de acreditados las personas físicas o jurídicas que acrediten la contratación del servicio de asesoramiento financiero sobre los instrumentos de financiación de la plataforma por parte de una empresa de servicios de inversión autorizada: empresas de inversión, fondos de inversión, bancos, etc,….

¿Qué limites existirán para los inversores?

Los inversores acreditados no tendrán un límite en su inversión. Los no acreditados no podrán:

  1. Invertir más de 3.000€ en el mismo proyecto publicado por una misma plataforma.
  2. Invertir más de 10.000€ en un periodo de 12 meses, en proyectos publicados por en el conjunto de plataformas.

Asimismo el inversor deberá manifestar que ha sido advertido de los riesgos que implica la inversión en los proyectos y que su inversión total en los últimos meses en todas las plataformas no supera los 10.000€.

Si quieres conocer más sobre Grow.ly haz clic aquí.

 

2 pensamientos en “Llega la regulación para el crowdlending

  1. Pingback: 5 claves que necesitas saber sobre el crowdlending | Grow.ly

  2. Pingback: Las 5 ventajas de Crowdlending | Grow.ly

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *